Lo último

Otros titulares

Navigation

El precio de exportación y su relación con la cadena logística


Decidir el precio de exportación conlleva plantearse cuestiones y tomar decisiones de importancia para la empresa. En este punto, los costos logísticos son fundamentales en la determinación del precio de venta internacional, pues una parte significativa del costo del envío está comprendida en el flete, almacenaje, carga, estiba, seguro, y otros costos vinculados al sistema de distribución física. El exportador asumirá determinados costos logísticos según el Incoterms pactado con el importador. 

Antes de negociar y fijar el precio con el comprador, el exportador debe tomar contacto con el operador logístico para cotizar el envío de los productos. Se debe solicitar no solo el costo de transporte, sino todos los demás rubros en los que tendrá que incurrir, denominados costos logísticos. Por ello, las empresas deberían considerar por lo menos tres opciones de proveedores de servicios logísticos al momento de cotizar los envíos de productos al exterior.

Costos en la cadena logística

Flete internacional: costo de transporte de un producto por vía aérea, marítima, o terrestre de un país a otro. Varía en función al peso o volumen del bien a exportar.

Embalaje: es parte del costo relativo al embalaje de productos para ser enviados hasta el destino final. Esto incluye el material del embalaje para su elaboración y la mano de obra (manual y/o mecánica) requerida para el acondicionamiento del producto para ser transportado.

Marcado o rotulado: costo que se asume por el marcado de cajas o bultos utilizando un conjunto de normas, marcas o símbolos pictóricos que deben colocarse en el embalaje del producto para su transporte internacional. Su propósito es facilitar la ubicación, manipulación y preparación de la carga.

Estiba: costo de acomodar la carga en un espacio del almacén, muelle o medio de transporte. Transporte interno: costo que se paga por el transporte de la mercancía, desde el local del exportador hasta el punto acordado con el transportista principal.


Costo de la documentación: previamente a la ejecución del embarque, el exportador debe cumplir con la obtención de los documentos necesarios para el despacho de la exportación tales como el certificado de origen, permisos y autorizaciones, certificaciones de calidad, entre otros.

Almacenaje: recargo que efectúa el terminal de almacenamiento, denominado depósito temporal, donde la mercancía permanece mientras se realizan los trámites ante aduanas y hasta que el transporte principal arribe al puerto, aeropuerto o terminal terrestre, para proceder con el embarque de la mercancía.

Aduanas: honorarios o comisiones a pagar a los agentes de aduanas por los servicios prestados por la elaboración de la declaración de aduanas y la gestión de la tramitación ante la administración aduanera.

Manipulación en puerto o aeropuerto: incluye los recargos que efectúan los agentes intermediarios por cargar y descargar la mercancía, tracción y otros conceptos.

Seguros: costo que se debe cancelar por asegurar la mercancía contra los diversos riesgos que pueden afectarla durante su traslado, por determinados periodos (estancias), o situaciones (carga y descarga).

Costos bancarios: son los costos por comisiones, intereses y otros costos financieros que se generan con las entidades financieras por su intermediación. 

No podemos olvidar, que la empresa exportadora lo es de su producto que habrá obtenido a través del input de una serie de costos, a los que desea obtener un beneficio (en función del mercado al que se dirige, la estructura del canal de distribución, precio de venta al consumidor, competencia, estacionalidad, etc.). A lo que tendrá que imputar todos aquellos gastos de la cadena logística para "entregar" la mercancía según el Incoterms establecido. Por ello, es un error, que el beneficio integre alguno o todos aquellos gastos propios de la actividad exportadora, con ello estaría distorsionando el precio de venta, además de no poder obtener información para la toma de decisiones ya que, cada mercado ofrecería estructura de costos diferentes, y en función del término de venta de cada momento.

A su vez, para una adecuada planificación sugerimos usar un cuadro de control que permita, además de identificar los costos asociados al proceso, comparar entre la alternativa aérea y marítima para una más eficiente toma de decisiones.

La elección del medio transportador genera consecuencias comerciales, técnicas, administrativas y financieras y se verá influenciada por tres factores clásicos: el costo, la demora, la inseguridad.

Para asegurarse de que tanto el comprador y el vendedor tienen claro quién pagará por cada uno de los costos, y donde será la transferencia de propiedad del vendedor al comprador, los exportadores utilizan los términos conocidos como reglas Incoterms.

Comentarios:

0 comments: