Lo último

Otros titulares

Navigation

Bolivia oportunidades e inconvenientes


Bolivia se caracterizaba por ser un mercado con alto porcentaje de informalidad representada por productos baratos y de dudosa calidad. Sin embargo, en los últimos años, los producto de mayor calidad y precio, como los importados, van sumando enteros respecto a los primeros productos mencionados como consecuencia de del mayor poder adquisitivo de la población.

Bolivia es un mercado en plena ebullición que además aún no está saturado. El mercado está compuesto por alrededor de 10.8 millones de consumidores, donde el 67.5% vive en zonas urbanas, principalmente en las ciudades de La Paz (2.8 millones de habitantes), Santa Cruz (1.9 millones) y Cochabamba (0.8 millones). Ante ello, la mayoría de empresas optan por localizarse cerca de estos puntos de concentración urbana, especialmente en la ciudad de Santa Cruz o La Paz. 

Las empresas que deseen hacer negocios en Bolivia deben tener en cuenta la informalidad en el ámbito empresarial, la inseguridad jurídica existente y el transporte. El ámbito empresarial en el mercado boliviano puede considerarse bastante tradicional en algunos aspectos. Muchas de las grandes empresas no cuentan con página web o correo electrónico y el e-commerce es residual. Por ello a la hora de concertar citas comerciales u obtener información de alguna empresa el teléfono es una herramienta fundamental. Los compromisos fijados con más de diez días de antelación pueden ser olvidados por el empresario boliviano. Para evitar imprevistos de este orden es conveniente confirmar la realización de las reuniones un día o dos antes de que se lleven a cabo. 

Asimismo, el mercado boliviano puede ser complicado a nivel burocrático. Es muy importante revisar previamente el marco jurídico antes de desarrollar algún tipo de negocio ya que las diferentes leyes relativas a aspectos impositivos, aduaneros o laborales pueden transformar un proyecto a priori factible en uno inviable. Además, tener en cuenta que el giro del negocio no entre en la actual política nacionalizadora del gobierno.


En lo que respecta a la seguridad jurídica, es un aspecto muy a tener en cuenta principalmente para las actividades que tienen que ver con la inversión. Los juicios en Bolivia son muy largos y costosos, mientras que acudir a los tribunales se ha convertido en una tarea muy complicada, marcada en algunas ocasiones por la corrupción. Sin embargo, este obstáculo puede salvarse tomando las debidas precauciones: contratos completos; y en el caso de exportación, cobrar por adelantado pueden ahorrar más de un disgusto al exportador. 

El transporte es un factor a considerar seriamente en las estrategias de distribución y comercialización, al no tener acceso al mar, la mercancía es introducida por los puertos de Perú, Brasil, Chile o Argentina. Las dificultades que plantea en algunos casos la vía marítima hacen preferible muchas veces, el transporte aéreo incluso para mercancías pesadas. En la otra cara de la moneda, debido a su ubicación, Bolivia, a través de los Corredores Bioceánicos, se ha convertido en un “puente” y un eje de distribución entre los principales mercados del Atlántico y Pacífico. Por ello, Bolivia cumple un papel fundamental como articulador al encontrarse tanto en la CAN como en el MERCOSUR.

En lo que refiere oportunidades, encontramos un mayor dinamismo en frutas y hortalizas, productos pesqueros, productos lácteos (postres, leches y otros), infraestructuras para hidrocarburos y minería, turismo y ocio, construcción y concesión de carreteras, comunicación, editorial, productos farmacéuticos, tecnologías de la información, energías renovables.

Extracto del artículo "Bolivia oportunidades e inconvenientes", publicado originalmente en la revista Diario del Exportador Nº 002.

Uso de los artículos. Los materiales publicados no pueden ser reproducida, salvo se solicite su permiso previo por escrito al Diario del Exportador y el autor.

Comentarios:

0 comments: