Lo último

Otros titulares

Navigation

La Gestión de la Calidad clave para el desarrollo de la Empresa Exportadora


Para el importador, un producto de calidad es el que se ajusta a sus expectativas y que satisface sus necesidades y las de sus clientes. Por lo tanto, la calidad de un producto puede ser percibida de manera diferente dependiendo en el mercado en el cual se desea exportar el producto.

Identificar las características peculiares de cada mercado es indispensable para diseñar un producto bajo los estándares de calidad del mercado. Las especificaciones o características de calidad de un producto se establecen en base a parámetros que se pueden medir con exactitud (metrología), utilizando estándares o normas técnicas.

Gestión de la calidad

El término gestión de calidad tiene significados específicos dentro de cada sector del negocio. En la exportación podemos definirlo como el conjunto de procesos que buscan garantizar el aseguramiento de la calidad y el control de los procesos (elaboración, entrega, etc.) del producto a exportar sea consistente.

Cómo se determina la calidad

  • La calidad SE ESPECIFICA. Es indispensable especificar un conjunto de propiedades o características del producto que le permiten cumplir su función de uso en forma satisfactoria. Esto se establece en base a los requisitos o expectativas del cliente que se traducen en especificaciones del producto.
  • La calidad SE MIDE. Las especificaciones o características del producto se establecen en base a parámetros que se pueden medir con exactitud (metrología),utilizando estándares o normas técnicas.
  • La calidad SE EVALUA. Al evaluar sus características, las pruebas de muestran que el producto alcanza o supera aquéllas definidas en las normas, lo que se establece a través de la certificación acreditada.

Ventajas de la calidad

Contar con un producto de calidad genera numerosas ventajas para la empresa exportadora, entre las cuales se encuentran:
  • Mayor rentabilidad. La empresa que ofrece un producto de calidad lo puede vender a un precio más alto pero también puede evitar gastos de productos no relacionados con la calidad.
  • Imagen de calidad de la empresa. La empresa que ofrece y promueve un producto adaptado adquiere una imagen de calidad que facilita las ventas.
  • Menores riesgos de mercado. Cuando una empresa ofrece un producto defectuoso, corre el riesgo de ser atacado legalmente y de ser condenado a pagar multas altas si es declarada culpable, y en el peor de los casos sacar el producto del mercado. Al mejorar la calidad se disminuye ese riesgo.
La gestión de calidad en la empresa es indispensable para su éxito.

Certificar la calidad

Para garantizar cierta continuidad de la gestión de la calidad, la empresa puede usar un sistema de garantía de calidad que se ajusta a las normas internacionales (por ejemplo, las normas ISO 9000). Existen diferentes tipos de certificación:
  • Certificados de producto que garantizan el rendimiento de los productos certificados y que cumplen con las reglas acordadas.
  • Certificaciones para el sistema de gestión de calidad de la compañía que garantiza que cumple con los requisitos de las normas ISO 9000.
  • Certificaciones del personal que garantizan al cliente que la compañía ha contratado personal que cuenta con la capacidad necesaria para producir productos que cumplen con las normas establecidas.

Costo de la gestión de la calidad

El costo de calidad es lo que le cuesta a la empresa exportadora desarrollar el sistema de gestión de la calidad, es decir, lo que gasta produciendo con calidad, evitando, previniendo o detectando los errores, inspeccionando los procesos, etc., incluye también lo que cuestan los errores producidos.

Clasificación de los costos
  • Costos de prevención: inversiones para evitar productos que no cumplan con las normas (producto/servicio de acuerdo a especificaciones.
  • Costos de evaluación: se relacionan con los esfuerzos por garantizar la conformidad con los requisitos a través de la medición y el análisis.
  • Costos de fallas internas: costo de actividades para eliminar defectos de calidad detectados antes de entregar un producto al cliente.
  • Costos de fallas externas: costos incurridos cuando los productos que no cumplen con las especificaciones llegan al cliente.

En conclusión…

El precio del incumplimiento es el costo del desperdicio (tiempo, dinero y esfuerzo) de llevar a cabo:
  • Re-procesos
  • Servicios no planificados
  • Tramitaciones adicionales
  • Exceso de inventario
  • Administración (o manejo) de quejas
  • Tiempo improductivo
  • Re-trabajos
  • Devoluciones
Una adecuada gestión de calidad genera para la empresa exportadora:
  • Mayor nivel de calidad productos (Fidelidad).
  • Mayor nivel de satisfacción de clientes (Competitividad).
  • Resultados satisfactorios para partes interesadas (Perdurar en el tiempo).

Comentarios:

0 comments: