Lo último

Otros titulares

Navigation

Algunos motivos para exportar


Durante los últimos años, se ha registrado un incremento en la actividad exportadora entre las empresas latinoamericanas, especialmente en las pequeñas y medianas. Sin embargo, aún existe un grupo de empresas que no se animan a salir al exterior, esto debido al mito de que se requiere ser grande para salir, algo que no es cierto.

Por ello, a continuación les explicare los motivos porque una empresa debe exportar:

La experiencia que se obtiene cuando la empresa y sus productos se exponen a la competencia global, se traduce en mayor competitividad tanto a nivel de productos como de gestión. No hay mejor lugar para aprender que en la campo de juego.

Exportar genera en la empresa un mayor prestigio y reconocimiento frente sus clientes y competencia. 

La existencia de otros mercados te permite ocupar períodos de estancamiento de producción en el mercado local. Por ejemplo, si tu empresa vende helados puede aprovechar la época de invierno en tu país vendiendo este producto a países que están en verano o que mantienen temperaturas cálidas a lo largo de todo el año.

Es una buena solución para los productos con ciclo de vidas cortos o con alto grado de innovación. Es decir, mientras en nuestro mercado “x” producto está en etapa de maduración o declive en otros mercados como “Nigeria” el producto está recién en introducción o crecimiento.

La exportación te permite aumentar el volumen de fabricación y así aprovechar toda la capacidad de producción, lo que genera un descenso del costo unitario de los productos fabricados y por otro lado ganar competitividad en el mercado interno. Es decir, generar economías de escala.


La exportación permite a las empresas facturar cuando el mercado local está estancado. Es decir, reduce la dependencia del mercado local y diversifica el riesgo.

A nivel mundial existen diversos mercados, nichos de mercado donde el consumidor puede llegar a pagar más por un producto que en el mercado nacional. Es decir, mayor precio de venta.

Al exportar nuestros productos, la empresa puede beneficiarse de distintos tipos de ayudas gubernamentales e internacional. Es el caso nacional, tenemos el saldo a favor del exportador y drawback; este último, se da cuenta se exporta un producto que contenga un insumo importado. Además, existen varios acuerdos comerciales, normas, procedimientos entre distintos países o grupos de países establecidos para facilitar la exportación.

A parte de lo mencionado hasta ahora, muchas empresas se ven motivadas a exportar, para aprovechar un pedido del exterior que llegan a la empresa sin que ella haya realizado ninguna labor de investigación o contacto, ya que algunos clientes potenciales en el exterior pueden tener conocimiento de la existencia de la empresa y realizar contactos para lograr adquirir sus productos.

De manera breve, estos son los principales motivos que lleva a una empresa decidir exportar. Cabe mencionar que existen otras motivaciones que pueden llevar a una empresa a exportar.

Para finalizar este artículo, quiero hacer hincapié en este punto “la exportación no es una salida a la crisis interna” Muchas empresas ven a la exportación como una salida de la crisis, pero no lo es. Exportar es una actividad que permite incrementar la competitividad de la empresa, por ello para exportar la empresa debe contar con ciertos requisitos, por ejemplo: capacidad financiera, personal con conocimiento en comercio exterior, entre otros.

Si estás interesado en iniciarte en la exportación o ampliar tus actividades en nuevos mercados, puedes contactarme a través del siguiente formulario online conmigo. También puedes comunicarte escribiéndome a martinmondragon@outlook.com con asunto asesoría de exportación.

Comentarios:

0 comments: