Lo último

Otros titulares

Navigation

Criterios para la localización de una filial productiva en el exterior


La localización es un factor importante para el inicio de cualquier negocio, sobre todo si se trata de la implementación de una filial productiva en el exterior, ya que el éxito o fracaso de ésta dependerá con frecuencia del sitio que se elija; y es difícil rectificar sin incurrir en costos. Además, la localización condiciona el acceso al mercado y a canales de distribución, condiciona la elección de proveedores y repercute en los costos de producción y distribución. 

Existen tres pasos principales para definir la localización de una filial productiva (planta de producción). Dentro de cada una de estos pasos se debe considerar ciertos criterios. 

El primero paso es la elección de la región o país en que la planta se ha de localizar, y comúnmente requiere el análisis de seis criterios: 

Proximidad al mercado: Se debe considerar la ubicación de los clientes potenciales, así como de los posibles canales de distribución, a fin de disminuir los costos. 

Proximidad a los proveedores de materias primas: Los proveedores de materias primas para el proceso de producción deben estar ubicados cerca de la fábrica, con objeto de agilizar las entregas y reducir los costos de fletes. 

Vías de comunicación y disponibilidad de medios de transporte: La región o país en estudio deberá contar con vías de comunicación (carreteras y ferrocarril) para el adecuado transporte del personal, materias primas y producto terminado, así como con la disponibilidad de empresas transportistas de carga para la entrega del producto 

Condiciones Ambientales: Zonas industriales o Zonas francas existentes, ventajas fiscales, límites de capitales, etc. 

Servicios públicos y privados idóneos tales como luz, agua, drenaje y combustibles, entre otros: Se deben revisar los servicios públicos y privados que se ofrezcan en la zona, en virtud de que las plantas manufactureras usualmente requieren de un suministro importante de agua y de fuentes seguras de energía. 

Condiciones climáticas favorables: En las pequeñas empresas, éste elemento es importante para abatir los costos de energía y, en general, contribuir a elevar la calidad de los bienes producidos. 


El segundo paso, es la elección de la provincia o comunidad en particular, y requiere la evaluación de cuatros criterios: 

Mano de obra adecuada en número y tipo de especialidad requerida: Lo anterior, para que exista una perfecta correspondencia entre los requerimientos de mano de obra actual y futura y la comunidad que se los debe proporcionar. 

Escala de salarios que compiten con los pagados por otras compañías de la misma industria, en otra localidad: Las empresas deben establecer bien el rango de sueldos que pueden pagar por actividad desempeñada y aprovechar las diferencias con respecto a los sueldos de otras empresas del mismo giro en otras comunidades. Asimismo analizar las leyes laborales. 

Cargas fiscales: Se deberán valorar las cargas fiscales de cada comunidad en estudio, en relación con los impuestos federales y locales, así como aprovechar las exenciones correspondientes, las cuales pueden ser un factor importante en la elección del sitio de instalación de la planta. 

Condiciones de vida de la comunidad: Un factor útil a considerar es el desarrollo que puedan alcanzar los empleados en la comunidad, por lo que deberá identificarse aquélla que cuente con servicios básicos como: escuelas, hospitales, mercados e iglesias. 

El tercer paso es la elección del sitio exacto de localización de la planta en la comunidad favorecida; es decir, después de tomar en cuenta los puntos anteriores se procederá a la elección del lugar pertinente. En caso de tener seleccionado un terreno en particular, se deberán considerar los siguientes criterios: ubicación en la zona, extensión, topografía, posibilidad de ampliaciones, requisitos legales, molestia a terceros, etc.

Comentarios:

0 comments: