Lo último

Otros titulares

Navigation

La Cultura Empresarial y el proceso de Internacionalización


El desarrollo de la cultura empresarial siempre estará influenciado por el ambiente que se propicia tanto a lo interno de la organización como por su entorno.

La cultura de la empresa se define como “el conjunto de formas de pensar y actuar de los diferentes miembros que conforman una organización”.

Al estructurar una cultura organizacional, la empresa proyecta un mapa de ruta para identificar hacia donde se dirige y con esto desarrollar proyectos a corto, mediano y largo plazo.

Cuando la empresa traza un nuevo horizonte con miras a la internacionalización, su clima organizacional se torna trascendental en la toma de decisiones.

Primeramente, debe existir un compromiso por parte de la gerencia general, el cual debe demostrar un interés constante en el proceso, trasladando esa motivación a sus colaboradores.

Una vez que a lo interno de la empresa se ha logrado promover la internacionalización, se debe analizar el proceso metodológico (visión, misión, FODA, objetivos estratégicos entre otros), esto con el fin de vitalizar a la empresa y prepararla para un trabajo sostenible en el tiempo, permitiendo así la participación activa de los miembros de la organización para que así se sientan más identificados con el plan estratégico a desarrollar.

Lograr ajustar este proceso metodológico al proceso de internacionalización permitirá que su plan estratégico asegure su viabilidad y estabilidad en el tiempo.

Algunos aspectos importantes a evaluar dentro del marco metodológico están:
  1. La visión. Esta nos define cómo queremos ver la empresa en el futuro, esto es: ¿Qué queremos ser? 
  2. La misión: ¿Nos identifica Por qué existimos? 
  3. FODA: Nos permite identificar los factores propicios y adversos tanto del entorno como de la empresa. Le permite a la empresa definir los objetivos estratégicos y a su vez es una herramienta útil para identificar algunos criterios importantes tanto a nivel interno como del entorno para poder establecer su estrategia de internacionalización.


Con el FODA lo que se busca es identificar las principales fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas.

FORTALEZAS:
Son factores internos sobre los cuales tenemos control para aprovecharlo y que nos pone en ventaja contra nuestros competidores.

OPORTUNIDADES:
Son las situaciones externas, de las que no tenemos ningún control y lo que se busca es aprovecharlas en el momento.

DEBILIDADES:
Son factores internos que tenemos control y que nos pone en desventaja frente a nuestros competidores.

AMENAZAS:
Son factores externos de la empresa y no son controlables, por lo que es necesario conocerlas para poder preverlas. 

La empresa debe considerar los puntos anteriormente mencionados y realizar una evaluación de su cultura empresarial para estructurar el camino que debe trazar y por ende poder dirigir su estrategia hacia el cumplimiento de los objetivos propuestos. 

Finalizo este artículo con la frase conocida de la novela: “Alicia en el país de las maravillas” que dice lo siguiente: 

ALICIA: “Dime Gato, ¿cuál es el camino correcto? 
GATO: “¿A dónde te diriges?” 
ALICIA: No lo sé… 
GATO: “Si no sabes donde vas, poco importa el camino que tomes”

Comentarios:

0 comments: